EL OBISPADO RECHAZA LA REDUCCIÓN DE LAS HORAS DE RELIGIÓN EN CANTABRIA

  • Reclama que sean los padres quienes se pronuncien y llama a profesores, ciudadanos, y a otras confesiones, a que muestren su disconformidad

PILAR CHATO | SANTANDER

11 agosto 2015

Al Obispado de Santander no le gustan los cambios en las horas de religión que ha anunciado el nuevo Gobierno PRC-PSOE y considera que ha quedado “mermado el derecho constitucional” de los padres al no darles voz. La pasada semana el Ejecutivo regional anunció que cambiará una hora de religión en Bachillerato por una de tutoría y rescatará, como optativa, la asignatura de Educación para la Ciudadanía en la ESO. Son medidas con las que trata de e “minimizar –dice- el carácter dañino” de la Lomce.

Este lunes, en un comunicado, el Obispado se muestra en contra no solo de la reducción de la hora de religión sino de la implantación de nuevo de Educación para la Ciudadanía. Por ello reclama que se dé voz a los padres e insta a los profesores que imparten religión y a la sociedad cántabra a que muestren su parecer. Y va más allá, y también llama a los representantes de otras confesiones religiosas a que manifiesten su disconformidad porque “con este anuncio de la Consejería se merma un derecho que también afecta al colectivo de las confesiones religiosas”.

A juicio del Obispado la pérdida de horas de Religión ocasionará la “merma de una de las materias claves para la educación integral de las nuevas generaciones”. Porque para el Obispado la religión “permite ahondar” en la “búsqueda de las respuestas que inquietan a todo hombre que viene a este mundo” y “presenta, sin prejuicios, a quienes han significado, con su vida, su trabajo y su testimonio, un enriquecimiento para la humanidad entera”.

En las bondades que el Obispado enumera para esta asignatura también se encuentra la de contribuir a la compresión de las expresiones artísticas como la literatura, la pintura o la arquietctura, la música o el cine y el teatro “cuyas claves, solamente, se pueden comprender desde unos mínimos conocimientos religiosos”.

Para el Obispado de Santander la asignatura de Religión “es una cuestión pendiente de nuestra democracia y debiera de ser un elemento propio e indiscutible de las leyes educativas, provengan de quien provengan; pero desgraciadamente no es así”.

Fuente: www.eldiariomontanes.es

Esta entrada fue publicada en Noticias / Berriak y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s